|ENTREVISTA| Nuestro Socio/Fundador fue entrevistado por la revista Citrinotas de ProCitrus

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Entrevista a Matias Araya Varela, Socio Abogado de Araya & Cía. Abogados

Exportando en terreno firme

Señala que, gracias a un convenio suscrito por ProCitrus y el estudio de abogados, los asociados cuentan, hoy, con el apoyo legal oportuno y las herramientas necesarias para pararse de igual a igual con los importadores.

¿En qué consiste el Servicio Legal Anual para empresas agroexportadoras?

El Servicio Legal Anual (SLA) para agroexportadores que ofrecemos, tiene más de 15 años de trayectoria y está orientado, en principio, a trabajar de manera preventiva. Consiste en mitigar el riesgo que existe en la exportación, en sus distintos factores; no en eliminarlo, sino, en mitigarlo, de manera que el exportador pueda reducir su exposición a través de la protección legal y, en caso de producirse una controversia o un problema, tener el apoyo inmediato de parte de nuestro staff de abogados especializados en temas de comercio internacional agrícola.

Básicamente, al contar con un SLA, el exportador tendrá como ventajas, acceder a apoyo permanente en base a un monto fijo anual, de manera que sabrá perfectamente cuánto le costará (de acuerdo a la cantidad anual de exportación registrada) y dispondrá de herramientas y conocimiento para reaccionar a siniestros y otras eventualidades, todo por medio de la asesoría de abogados expertos en comercio internacional, exportación de la fruta y derecho agrícola, y plataformas tecnológicas que permiten el seguimiento en línea de todos los requerimientos legales de la empresa, desde la solicitud y la revisión de contratos, hasta el comportamiento de pago de los recibidores alrededor del mundo.

Por ejemplo, el exportador podrá cerrar un contrato con un importador de Estados Unidos utilizando las ventajas que le otorgue la Ley Paca (productos agrícolas perecederos) que rige en dicho país para la comercialización de fruta fresca. Podrá usar los beneficios de la norma, sabiendo que están totalmente a su favor, contando con un sistema de solución de controversias que le permitirá resolverlas de la mejor forma posible con el importador, en caso de producirse, especialmente, con América del Norte. Hay distintos sistemas de solución de controversias a nivel mundial para materia agrícola, especialmente fruta, por lo tanto, a través de este contrato se podrá parar de igual a igual con un importador y asumir el hecho de que, como exportador, invierte dinero y, por lo tanto, tiene la obligación de tener un buen contrato que respalde la inversión realizada.

El agroexportador, a través de la plataforma Reimex (directorio comercial de la industria frutícola mundial), también tendrá apoyo para saber quiénes son los importadores y si existe alguna controversia con alguno de ellos; por lo tanto, le ayudará a tomar decisiones correctas desde el punto de vista estratégico, financiero y comercial. A través de Reimex también tendrá acceso a una gran cantidad de potenciales importadores que podrá contactar. Contará con todo el apoyo respecto a dudas sobre lo que se puede hacer, o no, en los mercados destino; tendrá asesoría en contratos de seguros de crédito, transporte, responsabilidad civil, materia de variedades vegetales, exigencias de los países de destino. Todo esto es en la parte preventiva.

En la parte reactiva, si se presentara una controversia, podrá apoyarse en el estudio de abogados para que actúe en la primera etapa de esta, sin cobrarle un monto fijo. El estudio Araya lo hace así, como parte del servicio, cobrando solo, en caso de recupero, un cierto porcentaje. De esta manera, el agroexportador siempre estará preparado frente a una eventualidad que pase de extrajudicial a judicial.

¿Qué beneficios representa el convenio suscrito por ProCitrus y Araya & Cía. Abogados?

La ventaja está en que los asociados de ProCitrus recibirán asesoría personalizada; pueden contactarse con el estudio en caso de requerir una consulta, en términos generales; y no habrá costo de por medio si tienen una consulta puntual. Podrán acceder al SLA y sentirse seguros porque, finalmente, es un negocio riesgoso que implica trabajar con productos perecibles que pueden tener problemas en el transporte o porque los importadores pactan un acuerdo comercial que no se respeta totalmente.

Lo que hacemos es ayudarlos a plantearse comercial y jurídicamente en el negocio. Eso genera un método de trabajo y ayuda a bajar, considerablemente, el riesgo frente al importador. El exportador en general, se olvida que es un entregador de crédito y que se generan diversas situaciones; los comerciales quieren vender y son muy rápidos en hacer negocio, olvidando que hay que hacerlo de manera segura y protegida, consultando con el área legal para cobrar y recibir lo pactado. En este negocio hay crédito de por de medio y eso se debe a la condición de perecibilidad del producto; existen posibilidades de que los importadores fallen y no paguen o, en algunos casos, al tener el control de la situación, manipulen saliendo beneficiados.

Como estudio de abogados, hemos logrado canalizar los problemas y a los importadores que, de alguna manera, no cumplen con las reglas; transmitimos esta información directamente a nuestros clientes o a través de Reimex. Contamos con buenas fuentes porque trabajamos con agroexportadores de Chile, Argentina, Uruguay, entre otros países latinoamericanos. En una oportunidad conocimos a un empresario sudafricano que trabajaba en Inglaterra y había tenido problemas con varios exportadores de Perú y Chile, por lo que hicimos la advertencia a toda nuestra cartera de clientes, evitando que cerraran negocios con dicho importador, cuya empresa siguió engañando y recibiendo fruta sin pagar.

Uno puede ser un excelente productor de cítricos, sacar el mejor fruto, embalarlo a la perfección y exportarlo; sin embargo, finalmente, puede equivocarse con el importador, al no ser el adecuado por tener problemas financieros o porque no le está yendo bien. Por ello, tomar todas las medidas necesarias permitirá mantener un negocio protegido y seguro.

web

Para mayor información escríbenos a info@araya.pe, morellana@araya.pe o llamando al 270-7449.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *